Logo
Tuesday, 23 de April del 2019 a las 12:28

CUENTOS PARA LAS TARDES DE OTOÑO

La escritora Victoria Cattelani nos obsequia otro de sus encantadores relatos ..."No puedo".
Foto Nota

NO PUEDO...

 

No puedo pasar un verano sin ir a la playa y caminar bordeando la orilla salpicando espuma.

 

No puedo mirar un atardecer sobre el mar, cuando el sol se pone despacito y se deja fotografiar cuadro a cuadro hasta que desaparece y deja esa estela rojiza en el horizonte sin sentir una paz infinita y una comunión con el Cosmos.

 

No puedo dejar de extasiarme al ver una crisálida convertirse en mariposa.

 

No puedo dejar de emocionarme cuando canto el Himno Nacional Argentino y siento orgullo de ser una compatriota más.

 

No puedo mirar los caracoles que recogimos aquel verano sin recordar tu sonrisa pícara y tus ojos húmedos.

 

No puedo pensar en nada triste, en nada oscuro, porque me entristezco y me acongojo, sobre todo si se trata de niños que sufren.

 

No puedo despegarme de las pequeñas cosas que me atan a la tierra y que son recuerdos de años pasados, de episodios vividos, de objetos queridos que fueron de mi abuela o de mi madre y que hoy conservo como pequeñas reliquias y que atesoro y cuido con esmero.

 

No puedo dejar de agradecer a Dios por la vida, por la familia, por los amigos...por todas las cosas bellas que me pasan a diario y que puedo darme cuenta de que no todos tienen este privilegio y, entonces, ser doblemente agradecida.

 

No puedo dejar de mirarme en tus ojos claros y tu mirada limpia.

No puedo dejar de divertirme cada vez que estamos juntos.

No puedo vivir sin pensarte con frecuencia.

Simplemente...no puedo pasar por la vida sin amarte hasta que duela.