Logo
Monday, 12 de August del 2019 a las 09:22

ARROLLADOR.

La fórmula de Alberto Fernández y Cristina Kirchner arrasó las PASO frente a la del presidente Mauricio Macri y el senador Pichetto. En la Provincia de Buenos Aires, Axel Kiciloff le sacó más de 20 puntos a María Eugenia Vidal. Los grandes perdedores: las encuestas. Nadie dio 15 puntos de diferencia.
Foto Nota

Amplio triunfo de Alberto pone en jaque la política económica de Macri y el acuerdo con el FMI

La fórmula del Frente de Todos cosechó más de 11,6 millones de votos, frente a 7,8 millones de Juntos por el Cambio. Macri admitió la derrota antes de la difusión de datos oficiales. En tercer lugar quedó Roberto Lavagna. Nicolás del Caño, Centurión y Espert pasaron el filtro mínimo de 1,5%.

La fórmula presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández-Cristina Fernández, se impuso en las elecciones primarias con más del 47,65% de los votos, unos 11,6 millones de sufragios, con el 98% escrutado.

Para sorpresa de los encuestadores, y luego de una hora y media de retraso en la difusión de los primeros datos oficiales, el Ministerio de Interior informó que en segundo lugar se ubicaron, lejos, Mauricio Macri y Miguel Ángel Pichetto, con 32%, poco más de 7,8 millones de votos.

La amplísima victoria del exjefe de Gabinete de los Kirchner pone en jaque la política económica del Gobierno y el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. Se descuenta que si este resultado se repite en octubre y si Alberto finalmente es electo presidente, la Argentina se sentará a renegociar los términos y plazos previstos en el pacto sellado por Cambiemos con el organismo internacional de crédito.

En tercer lugar se posicionó la dupla del Consenso Federal, compuesta por Roberto Lavagna y Juan Manuel Urtubey, con 8,2% de los sufragios (2 millones).

 

"Me da lástima que tantos argentinos hayan creído que la salida era la vuelta al pasado", dijo Macri en conferencia de prensa, luego de admitir la abultada derrota en el escenario del búnker de Juntos por el Cambio. Ante sus militantes, el mandatario dijo que el oficialismo "tuvo una mala elección" y mandó a dormir a la militancia.

En tanto en el búnker del Frente de Todos brotó la euforia por una victoria de Alberto Fernández y Cristina que los proyecte a ganar en primera vuelta el próximo 27 de octubre. "Se terminó el concepto de venganza, de la grieta y de cualquier cosa que nos divida", dijo Fernández al tomar el micrófono. La expresidenta envió un mensaje desde Río Gallegos. "Espero que (este resultado) signifique un reencuentro de todos los argentinos", sentenció a través de un video.